La reordenación de espacios, la potenciación del canal online, la reorientación de las políticas sociales, el reforzamiento del diálogo con los comerciantes y la visibilización de las medidas de higiene son sólo algunas de las claves que marcarán el devenir de los centros comerciales cuando se supere la crisis sanitaria causada por la pandemia del Covid-19.

Así lo recoge la guía ‘Marketing para centros comerciales 2020’ elaborada por Bannister Global, que cuenta con una década de experiencia en servicios de marketing, comunicación y relaciones públicas para centros comerciales, que identifica las principales tendencias e ideas para planificar de manera eficiente la estrategia de marketing posCovid para estos espacios.

Según esta guía, la confianza del usuario para retornar a espacios públicos va a depender en gran medida de las medidas que se tomen en materia de seguridad e higiene, así como de la capacidad de visibilizarlas y comunicarlas.

Los centros comerciales deberán reordenar sus espacios para facilitar la nueva forma de relacionarse, teniendo en cuenta aspectos como la organización de las colas, la señalética y el aprovechamiento de los espacios exteriores

Asimismo, la distancia social también tendrá que estar muy presente en los planes de marketing de los centros comerciales, que deberán reordenar sus espacios para facilitar esta nueva forma de relacionarse. En este sentido, habrá que tener en cuenta aspectos como la organización de las colas, la señalética y el aprovechamiento de los espacios exteriores.

En tercer lugar, el documento menciona la digitalización. El confinamiento ha acercado las compras, consultas y gestiones telemáticas a públicos que antes no utilizaban este canal. «Es el momento de potenciar el desarrollo online de los operadores y de ayudar a que comercios pequeños y medianos que no pertenezcan a grandes cadenas se enganchen a nuevos procedimientos», indican desde Bannister Global.

Por otro lado, los centros comerciales, como espacios de entretenimiento y ocio, tendrán que reorientar su estrategia de RSC para convertirse en agentes de cambio social y para contribuir a la sanación emocional de todos, ya que muchos colectivos y personas van a salir muy tocados de esta crisis.

Por último, la guía también enfatiza la necesidad de escuchar a los operadores. Así, destaca que la planificación de cualquier estrategia debe ir de la mano de los operadores y atender en primer lugar a sus necesidades. «La propiedad debe ser sensible a sus demandas y poner a su disposición todas las herramientas que permitan la reactivación del negocio: bonificación de rentas, compras de stocks para realizar actividades promocionales…», sostiene.

«Esa escucha activa necesita de un canal específico y constante de comunicación entre la propiedad y sus inquilinos, con especial atención a los que, por su tipo de actividad, van a atravesar situaciones complicadas», remarcan desde la agencia.

Hace unas semanas, la Asociación Española de Centros y Parques Comerciales (AECC) solicitó al Ministerio de Industria, Comercio y Turismo la adopción de una serie de medidas fiscales y laborales, así como también ayudas para la reactivación de la actividad comercial.

revistainforetail.com – España